Diseño Web Responsive

Webs adaptadas a todo tipo de dispositivos y pantallas

¿En qué consiste el diseño responsive?

El diseño web "Responsive" (diseño web adaptable, en castellano) nació con la vocación de lograr que un proyecto web o de comercio electrónico sea perfectamente funcional en todo tipo de dispositivos con un único diseño de base. Es decir: el más eficiente posible.

Esta filosofía de diseño y desarrollo web nace debido a una realidad palpable: a día de hoy, las webs se ven desde multitud de dispositivos (tablets, smartphones, portátiles, ebooks, televisores... y, por supuesto, ordenadores de sobremesa). Cada dispositivo muestra el contenido de una manera concreta y el diseño responsive trata de satisfacer a todos.

A nivel técnico, los puntos más relevantes del diseño responsive son:

  1. El ancho de la web se adapta al ancho de la pantalla del dispositivo (no hay scroll horizontal).

  2. Además, los elementos se estructuran por columnas que se ordenan según el tamaño disponible. No hay elementos que no se ven por querer incluirlos en una fila, sino que su "módulo" pasa a la siguiente. Esto mejora la visibilidad de la web.

  3. Algunos elementos cambian, especialmente en lo que concierte a los menús, debido a que no interactuamos igual en pantallas táctiles que con el ratón.
  4. Al tener un único diseño mostramos una única dirección en los resultados de búsqueda, lo que evita redirecciones y urls no friendly. Esto contribuye al SEO o posicionamiento de tu web en buscadores.

¿Cómo te ayudamos a posicionar tu web responsive?

El teléfono móvil se ha convertido en el dispositivo más utilizado para navegar: si no estás en la primera página de Google, no existes… y no vendes. Por eso, es imprescindible que tu web sea sencilla de navegar y esté optimizada para WPO en dispositivos móviles (Web Performance Optimization). 

El diseño responsive es hoy una de las claves SEO para posicionarte en Google. Desde Irontec te ayudaremos a reducir la velocidad de carga y mejorar la usabilidad de tu web o tienda online para que posiciones mejor (SEO), llegues a nuevos clientes y vendas más:

  • Aumentando la velocidad para reducir el tiempo de carga, algo que Google ama.
  • Mejorando la usabilidad de tu web para que tus visitas naveguen por más páginas.
  • Realizando un restyling que potenciará el tiempo que tus visitantes dedican a tu web.
  • Facilitando la navegación para que sea más sencillo cumplir tus objetivos.

El resultado final será una mejora en tu posicionamiento gracias al rendimiento de tu web en dispositivos móviles que, unido a una buena política de contenidos, te colocará a medio plazo por delante de tu competencia en las palabras clave más interesantes.